Oficina del consumidor

 

RECLAMACIONES POR LA VÍA JUDICIAL

Cuando, en un conflicto de consumo, no puede alcanzarse un acuerdo con la empresa y ésta no acepta someterse al Sistema Arbitral de Consumo, sólo queda la opción de presentar una demanda ante los Tribunales.

En estos casos, lo más aconsejable es acudir a una Asociación de Personas Consumidoras, que estudiará el caso para ver si puede prosperar por la vía judicial. Con el único requisito de asociarte, podrás contar, gracias a un acuerdo alcanzado entre estas organizaciones y el Gobierno Vasco, con asesoramiento y defensa gratuita para reclamaciones inferiores a 900 €.

 

No hay que olvidar que la Administración no puede obligar a una empresa o establecimiento a pagar una indemnización. Su labor es mediar entre las partes en busca de una solución e imponer sanciones económicas en el caso de observar irregularidades.